El cadáver del hombre que ha sido hallado muerto este martes en el interior de su domicilio del municipio zaragozano de Figueruelas ha sido ya trasladado al Instituto de Medicina Legal de Aragón (IMLA) para la práctica de la autopsia correspondiente.

La Guardia Civil ha confirmado que el cuerpo de L.A.G.I., de 61 años de edad, presentaba signos de violencia, y según hemos podido saber, su muerte podría estar relacionada con un ajuste de cuentas. «Lo conocía todo el mundo, lleva toda la vida aquí. Además, Figueruelas es un pueblo pequeño, vivía en una calle céntrica y aquí nos conocemos todos«, han asegurado fuentes vecinales.

En la madrugada de este martes, la Benemérita ha recibido un aviso a través de la central de emergencias del 112, por lo que se han desplazado hasta el lugar de los hechos agentes del Cuerpo, quienes han encontrado a un hombre muerto en el interior de su vivienda, sita en el número 16 de la calle Mayor.

La investigación del caso, todavía en curso, la lleva a cabo el grupo de homicidios del área de delitos contra las personas, de la Unidad Orgánica de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Zaragoza.