Azcón, en el 34 aniversario del atentado de la casa cuartel de Zaragoza: «Josu Ternera sigue sin pagar por sus culpas»

Azcón, en el aniversario del atentado de la casa cuartel: "Josu Ternera sigue sin pagar por sus culpas". - AYUNTAMIENTO DE ZARAGOZA

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha señalado que «sigue habiendo demasiados crímenes terroristas sin resolver» y «sigue habiendo demasiados etarras sin pagar sus culpas, como es el caso de ‘Josu Ternera’ —José Antonio Urrutikoetxea–, el miserable que dio la orden de cometer el atentado terrorista» de la casa cuartel de la capital aragonesa, del que este sábado, 11 de diciembre, se cumplen 34 años. En el atentado murieron 11 personas, 5 adultos y 6 niños.

El 11 de diciembre de 1987, la banda terrorista ETA colocó frente a la casa cuartel de Zaragoza un coche bomba con 250 kilos de amonal, pasadas las 06.00 horas, lo que provocó la muerte de once personas, seis de ellas niños.

Al homenaje de las víctimas de este atentando, en el Parque de la Esperanza, ubicado en la avenida de Cataluña, además del alcalde, han asistido otros miembros de la corporación municipal, así como el presidente de las Cortes de Aragón, Javier Sada, y miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Azcón ha indicado que este acto «inmundo, cruel y cobarde» es necesario que sea condenado todos los años «para mantener viva la memoria de los defensores de la libertad y la democracia». «Ha costado mucho conseguirla y es imprescindible para mantenerla viva y robusta» ya que «han sido muchos los que a lo largo de más de cuatro décadas han pagado con su vida, con restricciones de sus derechos el defender para todos el sistema constitucional», ha apostillado.

El alcalde Zaragoza ha dicho que los homenajes a todas las víctimas del terrorismo «recuerda a quienes utilizan el asesinato, el chantaje y el secuestro que solo tienen un nombre y es el de terroristas» y «criminales».

Por su parte, la delegada en Aragón de la Asociación de Víctimas del Terrorismo, Lucía Ruiz, ha considerado que «vivimos tiempos muy difíciles para las víctimas del terrorismo, porque en vez de recordar a todos los asesinados de formas tan crueles y ayudar a las miles de familias rotas que dejaron esos atentados, estamos viendo como el Gobierno de España premia a los culpables de esos actos».

En esta línea, ha apuntado que desde junio de 2018, se han autorizado 218 acercamientos de presos etarras a cárceles del País Vasco y Navarra, por lo que «sentimos que cada vez tenemos menos apoyo», ha sentenciado.