Bajan los contagios diarios en Aragón (163), pero el puente de la Constitución genera «pánico» en la DGA

El presidente de Aragón, Javier Lambán, visita el colegio público San Jorge de Zaragoza. - EUROPA PRESS

El presidente de Aragón ha reconocido que el próximo puente de diciembre –de la Constitución y la Inmaculada– «nos produce pánico» respecto a la propagación de la COVID-19, especialmente tras las imágenes «preocupantes» de este fin de semana, no solo en grandes ciudades, sino también en su propia localidad, Ejea de los Caballeros, y en su propia calle, ha glosado.

«Es obvio que no aprendemos, seguimos sin dar a la COVID-19 la importancia que tiene» y «dan ganas de hacer pasar a los ciudadanos por las UCI para que se den cuenta que este virus no es una compañía amable, sino que está matando y haciendo enfermar a muchos conciudadanos».

Lambán ha agregado de que los indicadores epidemiológicos «evolucionan de forma esperanzadora», aunque «no con la rapidez que nos gustaría en la UCI» y «hay que ir poco a poco levantando restricciones».

No obstante, ha reconocido que le «apena» que aunque la «gran mayoría» de los ciudadanos sean responsables, «por desgracia no determinados colectivos, que siguen pensando que el virus no va con ellos», cuando «sí va».

Últimos datos de contagios

El Gobierno de Aragón ha notificado este domingo, 29 de noviembre, 163 nuevos casos de coronavirus y un fallecido.

En la provincia de Zaragoza se han registrado 86 positivos. La zona de salud con mayor número de casos ha sido la de Tauste, con diez; seguida de la de Épila, con siete; la de Fuentes de Ebro, con seis, y Sagasta Ruiseñores –en la capital– con otros seis.

Asimismo, en la provincia turolense hay 60 nuevos positivos por COVID-19. Las zonas que más casos han sumado son la capital, con 18 casos –nueve en Teruel Centro y otros nueve en Teruel Ensanche–; Alcañiz, con once y Sarrión, con ocho.

Por último, en la provincia altoaragonesa se han contabilizado 12 casos, de los que destacan los cuatro de la capital –tres en Santo Grial y uno en Perpetuo Socorro–, así como los dos de Barbastro.