Drogas y dinero incautadas a una de las mujeres detenidas. Policía Nacional

Agentes de la Jefatura Superior de Policía de Aragón la madrugada del 17 de julio a dos personas de 35 y 28 años de edad, acusadas de un delito contra la salud pública.

Fueron los agentes de la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana, mientras realizaban labores de prevención del consumo y tráfico minorista de drogas en lugares de ocio, cuando observaron que un grupo de jóvenes se encontraban alrededor de un coche, en actitud nerviosa. Dentro del vehículo, estacionado en la Avenida de Valencia muy próximo a una conocida sala de fiestas, se encontraba una mujer que, al ser sorprendida por los policías, trató de deshacerse de las sustancias estupefacientes.

Al lugar también acudieron los Guías Caninos que inspeccionaron el turismo encontrando en su interior varias dosis de speed y hachís preparadas para su venta al por menor, así como 155 euros en billetes fraccionados. En el coche habían hecho pequeñas caletas en el salpicadero para esconder la droga. La mujer de 35 años, con antecedentes por los mismos hechos, fue detenida.

Tan sólo dos horas más tarde, sobre las 03:40 horas, otra patrulla de la misma brigada observaba a otra mujer que salía de un local en la calle Anselmo Clavé. Conocida por los policías, ya que hace menos de un año fue detenida por un delito de tráfico de drogas, procedieron a darle el alto y a realizarle un cacheo superficial, encontrando en su mochila varias dosis de cocaína y hachís también preparada para su posterior venta, así como 180 euros en efectivo repartidos en billetes fraccionados.

Las dos detenidas pasaron ayer lunes 17 de julio a disposición de la autoridad competente, el Juzgado de Instrucción en funciones de guardia, decretando para ambas libertad con cargos.