Detenido en Zaragoza por abordar a una mujer en un ascensor y robarle 700 euros

Agentes de la Jefatura Superior de Policía de Aragón han detenido en Zaragoza, a un hombre de 55 años por un delito de hurto, tras abordar a una mujer en el ascensor de su casa y sustraerle 700 euros que acababa de sacar del banco.

A este individuo le constan más de diez antecedentes policiales por hechos similares. La investigación se inició cuando se tuvo conocimiento a través de una denuncia interpuesta en la Comisaría de Distrito de San José de que el pasado 4 de mayo una mujer había sido víctima de un hurto en el que se le habían sustraído 700 euros, según ha informado la Jefatura.

Según explicó la denunciante, sobre las 14.00 horas, un hombre de entre 40 y 50 años y con una gorra que tapaba parte de su cara, se introdujo con ella en el ascensor de su vivienda y le sustrajo del bolsillo de su chaqueta 700 euros en billetes que acababa de sacar momentos antes en una entidad bancaria de la Avenida Cesáreo Alierta, sin posibilidad de pedir ayuda, ni negarse a ello.

Tras realizar las gestiones pertinentes, los agentes del Grupo de Hurtos lograron identificar y localizar días después al presunto autor de los hechos en la Calle de los Diputados, procediendo a su detención y traslado a dependencias policiales.

Posteriormente, fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de guardia, quien, tras oírlo en declaración, decretó su puesta en libertad con la obligación de presentarse ante la autoridad judicial cuando sea requerido.

La Policía Nacional recuerda a todos los ciudadanos, en general, y a las personas de edad avanzada y más vulnerables, en particular, que han de evitar retirar el importe íntegro de sus pensiones a finales y primeros de mes, recomendando los extractos fraccionados, así como realizar el máximo número posible de pagos mediante transferencia o domiciliación bancaria.

En caso de operaciones de retirada de importes elevados de dinero, tanto en el interior, como en el exterior de las entidades, se ha de hacer, si es posible, acompañados de personas de total confianza, siendo muy precavidos a la hora de recoger el dinero y ocultándolo a la vista de otras miradas.

También se ha de estar alerta y observar si hay personas desconocidas en el exterior de la entidad bancaria mirando los movimientos y que sigan al ciudadano por la zona tras la salida. En caso de entrar en el portal de la vivienda, es preciso asegurarse de que la puerta se cierra y no entra nadie detrás que no sea conocido y mucho menos acceder al ascensor con alguien que resulte sospechoso.

En caso de verse coaccionado por un hecho similar, se recomienda dar aviso inmediato a la Policía llamando al teléfono 091 o comunicándolo a una patrulla policial que circule por la vía pública.