Efectos intervenidos al hombre detenido en Lanaja (Huesca). - GUARDIA CIVIL

Agentes del Puesto de la Guardia Civil de Lanaja han detenido a un hombre de 30 años por amenazas graves con arma, desordenes públicos, tenencia de arma prohibida y atentado a agentes de la autoridad, tras ser localizado en posesión de un revólver y un machete de grandes dimensiones, quien había amenazado a los clientes de un bar.

Los hechos tuvieron lugar sobre las 21.00 horas el día 3 de julio, en el municipio oscense de Lanaja, cuando este individuo provocó una alteración del orden público en un establecimiento hostelero, marchándose del lugar amenazando a los clientes con regresar armado, según ha informado la Guardia Civil en una nota de prensa.

Posteriormente, el hombre volvió al establecimiento con un machete de grandes dimensiones, con el que amenazó al responsable del mismo al no querer guardárselo. Ante esta situación, el propietario accedió a guardarlo, quedando el machete en su funda.

Tras recibir un aviso en la central 062 informando de estos hechos, tres patrullas, pertenecientes a los puestos de Sariñena, Angüés, Huesca y Lanaja, se dirigieron al lugar. Al llegar allí dos de ellas, localizan al hombre en la vía pública, portando un revolver accionado por gas carbónico.

El arma tenía apariencia real y esta persona se negó en todo momento a abandonarla, llegando a apuntarse con ella en la sien e introduciéndosela en la boca, apuntando igualmente a los agentes, intentando negociar estos durante una media hora con él, sin conseguir que depusiera su actitud.

Resistencia

En un descuido del hombre, y mientras los agentes intentaban dialogar con él para que depusiera su actitud y se tranquilizara, otro agente que llegó junto a otra patrulla se le acercó por la espalda, abalanzándose sobre él, siendo ayudado por otros agentes y consiguieron retirarle el arma y reducirle, si bien opuso gran resistencia, llegando a generar lesiones leves a uno de los agentes.

Por todos estos hechos, se procedió a su detención como supuesto autor de los delitos de amenazas graves con arma, desordenes públicos, tenencia de arma prohibida -machete- y atentado agente de la autoridad, interviniéndole el machete, de 45 centímetros de hoja, así como un revolver detonador de aire comprimido y una navaja de mariposa, de 11 centímetros de hoja.

El Equipo de Personas de la Unidad Orgánica de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Huesca, junto con el Puesto de Lanaja, instruyeron las diligencias y, junto con el detenido, fueron entregadas en el Juzgado de Primera Instancia número 3 de Huesca, que decretó la libertad con cargos de esta persona.