El parricida de La Almozara asestó 40 puñaladas a su padre: ya lo han evaluado en Psiquiatría del Miguel Servet

Entrada principal del Hospital Miguel Servet de Zaragoza

El hombre que mató a su padre el pasado lunes en La Almozara ha pasado un primer examen psiquiátrico en el Hospital Miguel Servet de Zaragoza. Héctor L.F, de 41 años de edad, asestó a su padre (Javier) más de 40 puñaladas por todo el cuerpo, mientras la madre, que también fue herida, avisó a la Policía Nacional.

El hombre, de 71 años, murió prácticamente en el acto y desangrado por las numerosas heridas. Al parecer, Héctor sufre trastornos desde hace tiempo, aunque no ha consentido tratarse de los mismos.

Su propia madre, Pilar, explicaba a los vecinos la mala situación que tenía con él, aunque ha pillado por sorpresa a todo el vecindario la brutal reacción de Héctor en el piso que compartía con sus progenitores. Pilar no recibió heridas de gravedad y está fuera de peligro.

El parricida pudo haber sufrido un brote psicótico, aunque ahora tendrá que ser minuciosamente evaluado por los psicólogos del Instituto de Medicina Legal de Aragón (IMLA), quienes tendrán que determinar si Héctor tenía sus capacidades mentales afectadas cuando atacó a sus padres.

De momento, el parricida está detenido en las dependencias de la Comisaría del Actur y está previsto que pase a disposición judicial este mismo jueves, tras cumplirse las 72 horas detenido que marca la ley como máximo antes de presentarse ante el juez. En este sentido, el Juzgado de Instrucción número 2 será quien lleve las diligencias de este caso.