El recinto de la Expo supera el 93% de ocupación y avanza en sus proyectos de futuro. - GOBIERNO DE ARAGÓN

El Departamento de Economía, Planificación y Empleo del Gobierno de Aragón ha indicado que el recinto de la Expo de Zaragoza ha superado ya el 93% de ocupación y avanza en sus proyectos de futuro. Este martes, 14 de junio, se cumplen 14 años de la celebración de la Exposición Internacional de 2008, un evento que transformó la ciudad.

La reconversión del lugar donde se celebró, el recinto Expo, está gestionado por la sociedad pública Expo Zaragoza Empresarial, un espacio en el que trabajan o realizan gestiones casi 5.000 personas cada día, ha explicado el Ejecutivo autonómico en una nota de prensa.

El Gobierno de Aragón ha recordado, además, que hace una semana se eligió, por parte de un jurado, el proyecto ganador del concurso de ideas para transformar dos de los edificios Ebro, conocidos como los ‘cacahuetes’ de la Expo, en 275 alojamientos de alquiler para jóvenes.

En ese mismo entorno, la reconversión de edificios construidos para la muestra internacional ha dejado un parque empresarial adaptado ya al cien por cien y ocupado casi en su totalidad, han precisado las citadas fuentes.

Asimismo, han comentado que en este espacio –que en 2008 se destinó a los países participantes en la Expo– trabajan 4.000 personas en casi 70 empresas, en su mayoría, privadas.

Por su parte, la zona que se destinó a las comunidad autónomas alberga en la actualidad la Ciudad de la Justicia, con dos edificios –Fueros de Aragón y Vidal de Canellas– en los que se reagruparon en 2013 todos los juzgados que se encontraban dispersos por la ciudad.

Por estas instalaciones transitan al día una mil personas, que cuentan con zonas de restauración o servicios a empresas, además de disfrutar de un entorno ejemplo de sostenibilidad.

Otros edificios

Fuera de la avenida 2008, el llamado ‘Cubo de la Expo’, edificio que acogió al centro de prensa durante la muestra, también está ocupado y el Pabellón Puente, una de las obras emblemáticas de la Expo, está a punto de terminar su acondicionamiento integral, tras una inversión de casi cuatro millones de euros por parte de Expo Zaragoza Empresarial para acoger el proyecto ‘Mobility City’.

En esta última iniciativa, el Gobierno de Aragón trabaja en colaboración con Fundación Ibercaja, que será la encargada, una vez concluidas las obras, de completar el espacio expositivo.

La Torre del Agua, otro de los edificios catalogado como BIC en este entorno, ha recuperado este mes su agenda de visitas tras el cierre que provocó la pandemia, y el Palacio de Congresos también funciona con normalidad, «convertido en uno de los epicentros culturales de la capital aragonesa», han sostenido desde el Ejecutivo.

Toda esta gran transformación arroja unos datos de ocupación del espacio de más del 93,2 por ciento de la superficie del área comercializable, que se extiende por más de 133.000 metros cuadrados.

Última transformación

Uno de los pocos espacios que todavía quedan por ocuparse son los edificios Ebro 2, 3, 4 y 5, los llamados ‘cacahuetes’. Dos de ellos, el 3 y 4, van a transformarse en 275 alojamientos de alquiler para jóvenes, proyecto que va a desarrollar la UTE de IDOM e Ingennus Urban Consulting.

El próximo 23 de junio, el Consejo de Administración de la sociedad pública Expo Zaragoza Empresarial hará oficial la adjudicación. A partir de la firma del contrato, la empresa contará con un mes para entregar un anteproyecto que, tras ser revisase, dispondrá de dos meses para elaborar el proyecto básico.

Respecto al resto de edificios Ebro, los números 2 y 5, seguirán pendientes de transformación, aunque para habilitarlos como alojamientos bastaría con adaptar la solución que finalmente se tome para el resto. En el caso del número 1 de los edificios Ebro, ya fue reconvertido y es el denominado Vidal de Canellas de la Ciudad de la Justicia.