El TSJA determina que el día 30 de abril será lectivo para los escolares de Zaragoza

La Sala Primera de lo Contencioso del Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA), en un auto hecho público este viernes, ha manifestado que considera adecuado recuperar como lectivos los días suspendidos en todos los centros educativos no universitarios de la comunidad autónoma a causa del temporal ‘Filomena’. Mantiene así la vigencia de la resolución dictada por el Departamento de Educación y acuerda que serán lectivos los días 5 de abril en las provincias de Huesca y Teruel, y 30 de abril para todo el territorio.

Ahora Educación estudiará el calendario para recuperar el día 8 de marzo que tendría que haber sido lectivo en Zaragoza tras la suspensión de dos días por Filomena pero no lo fue. 

Foto de la borrasca ´Filomena` en Zaragoza

El origen del conflicto está en la petición, por parte de los sindicatos, de que se suspendiera la Resolución de 22 de febrero de 2021 del Departamento de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón publicada el 1 de marzo, que modifica el calendario escolar 2020-2021.

En concreto, los sindicatos esgrimían que en el calendario aprobado en junio de 2020 para este curso figuraban como festivos el día 30 de abril en todo Aragón, el día 8 de marzo para la provincia de Zaragoza, y el día 5 de abril en Huesca y Teruel, jornadas fijadas en la resolución recurrida como lectivas para compensar la pérdida la suspensión de las clases el 11 y 12 de enero de 2021 como consecuencia de la situación creada por la borrasca ‘Filomena’.

En sus escritos, los sindicatos alegaban que la negociación, referida al calendario laboral, es obligatoria y aunque se convocó la Mesa Sectorial de Educación el 22 de febrero y este cambio ya había sido informado por el Consejo Escolar de Aragón, no tuvo lugar la negociación previa exigida por ley.

También indicaban que de esto se derivaba un perjuicio a los profesores, por la precipitación y cambio de las jornadas de vacaciones. Puesto que la resolución se publicó el 1 de marzo y el primer día que se modificaba el calendario era 8 de marzo, cambio de festivo a lectivo que solo afectaba a la provincia de Zaragoza, el TSJA aprobó el día 2 de este mes una medida cautelar suspendiendo temporalmente la decisión del Gobierno de Aragón.

Ahora, el tribunal ha puesto fin a las medidas cautelares y quedan vigentes como lectivos el resto de días establecidos por el Departamento de Educación, es decir, el 5 de abril para Huesca y Teruel y el 30 de ese mes para toda la comunidad autónoma.

Los magistrados han señalado que con la medida cautelar se mantuvo el ‘statu quo’ existente: «No podemos admitir, como da a entender el Gobierno de Aragón, que toda la sociedad aragonesa ya sabía que ese día –8 de marzo– iba a ser lectivo, salvo que convirtamos a los medios de comunicación en el Boletín Oficial de Aragón, lo que evidentemente no es lo mejor para la seguridad jurídica. Todo ello, como indica el Ministerio Fiscal, permitiendo recuperar el día en otra fecha».

Por otra parte,, basándose en el expediente remitido por el Departamento de Educación, Cultura y Deporte, el TSJA argumenta que los días lectivos están por debajo del mínimo, «por lo que parece adecuado recuperar los que fueron suspendidos».

NEGOCIACIÓN

En cuanto al motivo argumentado por CCOO, origen de la petición de medidas cautelares, respecto a la inexistencia de negociación alguna entre el Departamento de Educación y los sindicatos, tal y como establece la ley, expresa el tribunal que según consta en el borrador del acta de 22 de febrero de 2021 de la Mesa Sectorial de Educación, «al menos se informó de las intenciones del Departamento y se puso en conocimiento de los sindicatos», reunión en la que los representantes de los trabajadores pudieron expresar su opinión.

«Podrá discutirse si esto es una verdadera negociación, si los días vinieron impuestos, cuestiones que deberán discutirse en el proceso, pero es claro que pierde fuerza la alegación de nulidad de pleno derecho» y, por ello, los magistrados levantan la suspensión acordada y en los mismos términos dan respuesta a las peticiones formuladas por los sindicatos CGT y CSIF.