Vehículo en el que huyo el presunto autor de una agresión, con arma blanca, a un joven en la localidad zaragozana de Cadrete - GUARDIA CIVIL

El presunto agresor con arma blanca a un joven en la localidad zaragozana de Cadrete ha ingresado en la prisión de Zuera por decisión judicial tras su detención por la Guardia Civil.

El detenido en Cadrete es un joven, de 19 años, que presuntamente asestó varias puñaladas a otro joven durante una reyerta, ocurrida la madrugada del día 24 de abril, en los exteriores del recinto ferial de la citada localidad.

Sobre las 03.00 horas de ese día se produjo una pelea entre varios jóvenes en los exteriores del recinto municipal de Cadrete, donde el presunto autor amenazó con un arma blanca a una persona.

En un momento de la reyerta, el joven que causó las amenazas se dirigió al vehículo de un amigo suyo, que ocupaba el asiento del conductor, y se introdujo en la parte trasera, llegando acto seguido otros jóvenes que habían participado en la pelea, entrando uno de ellos también al compartimento trasero, donde se hallaba el presunto autor de las amenazas, iniciándose un forcejeo entre ambos.

Durante la disputa, el autor de las amenazas, haciendo uso de un arma blanca asestó varias puñaladas al otro joven, causándole varias heridas sangrantes. Las personas allí presentes consiguieron sacar a la víctima del vehículo y el conductor salió del turismo, ya que alrededor del coche se habían situado multitud de personas para sacar al joven herido, golpeando el vehículo constantemente.

El presunto agresor, ante esta situación y una vez la víctima fuera del coche, se colocó en el asiento del conductor huyendo del lugar a gran velocidad, teniendo que apartarse los allí presentes para evitar ser arrollados por esta persona.

Un agente inspecciona el lugar de los hechos. Guardia Civil

El propietario del turismo comunicó a los agentes que el autor de los hechos le había sustraído el vehículo para abandonar el lugar, ha informado la Guardia Civil en una nota de prensa.

Con los datos aportados se estableció un dispositivo para localizar al presunto agresor que fue interceptado y detenido minutos después en las inmediaciones de la localidad. En el momento de la detención presentaba magulladuras y las manos ensangrentadas por un pequeño corte en una de ellas. En la inspección del turismo se localizó un pasamontañas que, presuntamente y según informaciones recabadas por la Guardia Civil, el presunto autor llevaba puesto momentos antes de ocurrir los hechos en el interior del pabellón municipal.

Mientras se producía la detención, la víctima, un varón de 22 años, fue atendido por servicios médicos y trasladado a un centro hospitalario de Zaragoza para ser atendido de las lesiones que sufría.

Al detenido, un joven de 19 años, nacionalidad rumana, vecino de Zaragoza y al que le constan antecedentes policiales por lesiones, se le imputa un presunto delito de homicidio en grado de tentativa, amenazas con arma blanca, hurto y uso de vehículo y delito contra la seguridad vial. Tras quedar a disposición judicial en la tarde de este martes se decretó su ingreso en el centro penitenciario de Zuera.