La chica que denunció ser violada en Utebo pudo haber sido drogada

 

Los dos presuntos autores de la violación que denunció la pasada semana una chica en Utebo han quedado en libertad provisional. Ambos han negado los hechos ante el juez.

Los hechos denunciado se produjeron en la madrugada del pasado 7 de octubre. Tras una cena de empresa, según contó la denunciante a la Guardia Civil, uno de los dos chicos imputados recogió con el coche a otro compañero de trabajo. Los tres se trasladaron hasta un parking situado en las inmediaciones de un hotel de Utebo, donde ella dice haber sido violada, y donde están alojados los dos jóvenes imputados, uno como autor y otro como cómplice.

La chica también declaró que en el trayecto era consciente de lo que estaba pasando («uno de elllos me pellizcaba en el cuello»), pero también dijo que no fue capaz de moverse. Este hecho ha abierto para los investigadores la posibilidad de que fuera drogada con alguna sustancia.

Los investigadores de la Guardia Civil de Zaragoza, tal y como refleja el vídeo que han difundido, recogieron en el interior del vehículo unas 30 muestras, que serán analizadas en Madrid y que pueden ser determinantes para esclarecer los hechos.

De momento, los dos marroquís están en libertad provisional a la espera de que la investigación avance. Tanto la denunciante como los dos imputados trabajan para la Fundación SAMU, que se dedica a la atención social. Los presuntos agresores han sido apartados de sus funciones en la fundación.