Una mujer muestra el certificado COVID Digital de la Unión Europea. - Eduardo Parra

El Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA) ha dispuesto que la medida adoptada por el Gobierno autonómico de establecer la obligatoriedad del pasaporte COVID para acceder a establecimientos de ocio nocturno y grandes eventos en la región tendrá validez hasta el 8 de enero de 2022.

Los magistrados de la Sala Contencioso Administrativo, en las tres resoluciones dictadas este viernes, han dispuesto que las medidas acordadas en la Orden SAN/1561/2021, de 23 de noviembre, –medidas específicas para el control de la pandemia COVID-19 en Aragón–, dejen de tener efecto a las 00.00 horas del día 8 de enero.

También suspenden, cautelarmente, la efectividad del art. 4.2.b) de la mencionada Orden, artículo que recoge medidas relativas a la exigencia de pasaporte COVID, en cualquier reunión.

Reacción del Gobierno de Aragón

El Gobierno de Aragón ha señalado que es «importante» que el Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA) haya dado el visto bueno a la obligatoriedad de disponer de certificado COVID para acceder a establecimientos de ocio nocturno y grandes eventos en la comunidad, «lugares sensibles» para el contagio.

Desde el Ejecutivo regional se ha explicado que Aragón atraviesa un momento «complejo» por las «elevadas» cifras de casos de coronavirus —en la última jornada se han contabilizado 725 positivos– y, por ello, «se hace necesario adoptar medidas para tratar de controlar al virus».

En este sentido, ha apuntado al pasaporte COVID, la vacunación y la responsabilidad ciudadana como las «mejores armas» para afrontar la pandemia, de cara a este puente de la Constitución y las festividades navideñas.

Por último, el Gobierno aragonés ha indicado que está estudiando las resoluciones jurídicas para adoptar las medidas necesarias acordes al «difícil» contexto actual.

EP