Los trabajadores del tranvía de Zaragoza rompen negociaciones y convocan una manifestación el 20 de mayo

Los trabajadores del tranvía de Zaragoza han dado por rotas las negociaciones con la empresa, después de rechazar, por unanimidad, la propuesta de Tranvías Urbanos de Zaragoza para desbloquear la negociación del convenio colectivo y acabar con los paros parciales en este transporte que se remontan al mes de enero.

Ante esta situación, el comité de empresa ha convocado una caravana de vehículos el próximo jueves, 20 de mayo, que saldrá desde el antiguo recinto ferial de Miguel Servet y recorrerá la ciudad de Zaragoza hasta llegar al nuevo recinto ferial de Valdespartera.

En la reunión mantenida este viernes en el SAMA, los representantes de los trabajadores han declinado la oferta de la empresa tras consultarlo en una asamblea con toda la plantilla, ya que consideran que es «prácticamente igual a la anterior», la cual ya fue calificada como «totalmente insuficiente» y «muy alejada de las necesidades reales y urgentes de los trabajadores».

Los trabajadores han resaltado que «de nuevo» restringe derechos ya adquiridos con anterioridad y que con la actual dirección empresarial «se han menoscabado»: aumento del número máximo de días de trabajo anuales, la eliminación de descansos en servicios de conducción, plus de ‘pilares’, sobrecarga de trabajo o la mayor dificultad en la conciliación.

Respecto a los horarios de trabajo, la propuesta «se limita» a recortar algunos servicios a 8,5 horas, en cuanto a su duración máxima y solo en un colectivo, «lo cual no es objetivo», han criticado, si sigue habiendo tiempos sin computar de trabajo efectivo.

El comité ha dicho que el documento omite aspectos «tan importantes» para la seguridad de la circulación y la salud de los trabajadores como el tiempo de conducción ininterrumpida, actualmente en cinco horas 30 minutos de duración, «superior a cualquier tipo de transporte.

Sobre la mejora de la promoción interna y categorías profesionales, la empresa «pretende devaluar los puestos de trabajo y tener plena disponibilidad sobre los trabajadores inmersos en alguno de estos procesos».

Asimismo, han propuesto la desaparición de los descansos de los servicios de conducción partidos, que está firmado y acordado desde el año 2017, y que la empresa dejó de aplicar unilateralmente y en espera de resolución judicial, los 20 minutos de descanso por la cantidad de cinco euros brutos. En esta línea, los trabajadores han apuntado que no se debe renunciar a descanso por compensación retributiva en ningún caso.

Se mantienen vigentes los paros parciales hasta, al menos, el próximo 28 de mayo.