Algunos de los vecinos desalojados fueron asistido en el recinto ferial de Calatayud. DGA

La directora general de Interior y Protección Civil del Gobierno de Aragón, Carmen Sánchez, ha informado de que se ha autorizado el regreso a sus domicilios a los vecinos de las localidades que habían sido desalojadas a causa del incendio de Ateca y otros municipios de la Comarca de Calatayud.

Así lo ha manifestado tras participar en la reunión del Centro de Coordinación Operativa (CECOPI), que se ha celebrado a las 19.00 horas en la sede del 112 Aragón, para analizar la situación del incendio, que ya ha quemado 14.000 hectáreas.

«La estabilización del incendio ha permitido dar orden de realojo de todos los municipios que han estado afectados y se evacuaron ante el riesgo grave». Estas localidades han sido Moros, Villaluenga, Alhama de Aragón, Castejón de las Armas y Bubierca.

«Esta noche van a empezar a regresar a sus casas, tanto los que están alojados en Nuévalos, como los que están en el recinto ferial de Calatayud y en algunos hoteles de la ciudad bilbilitana». Sánchez ha apuntado que irán con sus medios propios y también con autobuses y con medios facilitados por Cruz Roja.

Las infraestructuras que han estado cortadas ya se han reabierto todas, tanto la línea ferroviaria, como la carretera N-II y la autovía A-2, ha confirmado la directora general. También ha precisado que en la tarde de este jueves han vuelto al centro de Ateca los menores que fueron evacuados del mismo y este viernes por la mañana lo harán las personas mayores que salieron de la residencia de Villarroya de la Sierra.

Sánchez ha avanzado que en el CECOPI que tendrá lugar este viernes, a las 09.00 horas, se decidirá, «si las cosas van bien», bajar a situación 1 nivel 1, ya que en este momento se mantiene la situación 2 nivel 2, y eso significará desactivar la Unidad Militar de Emergencia (UME), que ha prestado su apoyo.

Apoyo psicológico

La directora general también ha contado que los vecinos de Moros, «el municipio más afectado» recibirán ayuda por parte de psicólogos de la Comarca Comunidad de Calatayud, como del Ayuntamiento de la localidad. «Van a tener ese apoyo cuando lleguen allí esta noche para poder acompañar, sobre todo, a las personas mayores que regresen a sus casas», ha dicho.

Asimismo, Carmen Sánchez ha anunciado que, como medida de prevención, habrá un equipo de extinción en ese municipio en concreto para controlar que no haya rebrotes «y dar tranquilidad a los vecinos de que van a estar protegidos en todo momento».

También ha participado en la reunión el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, Joaquín Olona, quien ha indicado de que la situación «ha mejorado sustancionalmente, es muy favorable» y ya se ha dado por estabilizado el fuego, aunque ha advertido de que habrán de pasar varios días «para que se considere extinguido».

Ha comentado que puede haber reproducciones del fuego. «Es normal que pueda haber reproducciones, por lo tanto, que no sea motivo de asustarse», ha expuesto, al tiempo que ha solicitado «prudencia extrema» en el desarrollo de cualquier actividad en la zona.

También ha explicado el consejero que se van a mantener en el lugar más de 120 medios paras la labores de extinción y ha aprovechado para remarcar la «eficacia» del trabajo de todos los que han intervenido en sofocar este fuego y la «coordinación» y «esfuerzo» que se está llevando a cabo.

Olona ha solicitado, igualmente, «prudencia» a todos los aragoneses porque «volvemos a tener por delante un fin de semana con temperaturas muy elevadas» y «una situación muy desfavorable para los incendios».

Ha añadido que muchos medios de extinción van a seguir concentrado en Ateca, «eso nos limita» la actuación en otras zonas «y es motivo de que extrememos la prudencia en todas las actividades que se desarrollan, como económicas, agrícolas, deportivas o lúdica».