Mequinenza solicitará la declaración de zona catastrófica por el incendio que ha afectado a los municipios de Nonaspe y Mequinenza. - AYUNTAMIENTO DE MEQUINENZA

El Ayuntamiento de Mequinenza ha anunciado que iniciará los trámites necesarios para solicitar formalmente la declaración de zona afectada gravemente por una emergencia de protección civil o zona catastrófica por los daños causados por el incendio declarado el pasado jueves, 16 de junio, en el vecino municipio de Nonaspe.

Esta solicitud se hará en base a la Ley 17/2015, de 9 de julio, del Sistema Nacional de Protección Civil que en su quinto capítulo sitúa la declaración orientada al «restablecimiento de la normalidad en la zona siniestrada».

Así lo ha anunciado el alcalde de la localidad, Antonio Sanjuán, quien ha precisado que de las 2.000 hectáreas calcinadas en total, los daños por el fuego en el término municipal de Mequinenza han afectado a una superficie, a falta de datos definitivos, «de más de 1.000 hectáreas de las que la mitad son de cultivos», ya sea frutales, fruto seco o cereal.

Sanjuán ha lamentado este suceso, que supone «otro duro golpe para el sector agrícola que se ha visto afectado por segunda campaña consecutiva», primero debido a las heladas. Además, a los daños mencionados hay que sumar los relacionados con la masa forestal.