No descartan desalojar municipios de Zaragoza por la descomunal crecida del Ebro

Efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) trabajan para hacer frente a la crecida del río Ebro, a 11 de diciembre de 2021, en Novillas, Zaragoza, Aragón (España). - Fabián Simón

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha destacado que no es descartable «en absoluto» la opción de desalojar municipios ribereños por la crecida «descomunal» del río Ebro que se prevé a su paso por la provincia zaragozana.

Lambán, que ha hecho estas declaraciones este sábado, 11 de diciembre, tras participar en el Congreso del PSOE Alto Aragón, ha comentado que esta mañana ha hablado con el presidente del Ejecutivo central, Pedro Sánchez, porque está «interesado y preocupado» por los desbordamientos del río Ebro.

Ante esta avenida, el dirigente autonómico se ha mostrado esperanzado de que la colaboración entre todas las administraciones «amortigüe» sus efectos.

En este sentido, Lambán ha apuntado que hay un elemento de «impredecibilidad» en cuanto al comportamiento del río, porque «si hay desbordamientos, se desparrama» y, por tanto, «es menor el caudal que baja aguas abajo», ha apuntado.

En todo caso, se ha previsto que la riada sea «de enjuncia» y puede ser superior a la de 2015, en la que hubo que desalojar varias localidades aragonesas. «No es en absoluto descartable que se desalojen municipios», pero «por suerte, dentro de la desgracia, ha ocurrido tantas veces esta situación que los protocolos de actuación y colaboración entre las instituciones y la preparación de todos los mecanismos para adelantarse a cualquier eventualidad funcionan a la perfección», ha insistido el presidente aragonés.

PARTICIPACIÓN DE LA UME

A petición del Ejecutivo autonómico, la Delegación del Gobierno de Aragón, ha desplegado en las localidades de la Ribera Alta 292 efectivos de la Unidad Militar de Emergencia (UME), 102 vehículos y 1 helicóptero, para realizar trabajos de prevención y refuerzo de motas con su maquinaria.

Asimismo, ha continuado Lambán, desde la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) se trabaja «con suma atención» y los operativos de Diputación Provincial de Zaragoza y del Ejecutivo regional están «perfectamente ajustados».

«No se puede controlar todo el impacto que tiene un caudal de agua que llega a Aragón, pero la reacción a todo lo que pueda ir ocurriendo está planificada», ha sentenciado.

PUESTO DE MANDO AVANZADO

El presidente Lambán visitará este sábado, a partir de las 16.30 horas, el Puesto de Mando Avanzado (PMA), que se ha puesto operativo en las piscinas de la localidad ribereña de Luceni, para dar cobertura a la avenida del Ebro.

Acompañado del consejero de Agricultura y Medioambiente, Joaquín Olona, se reunirá con alcaldes de las localidades afectadas y el presidente de la Diputación Provincial de Zaragoza.