Salta la polémica en el Ayuntamiento de Zaragoza por un expediente urbanístico que afecta a la familia de Azcón

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, y el consejero municipal de Urbanismo, Víctor Serrano. - EUROPA PRESS.

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha rechazado este jueves «las acusaciones infundadas» de la oposición, que «no se ajustan a la realidad», en alusión a las críticas de PSOE, Podemos y Zec porque, según publica el diario Público, votó favorablemente, en la Junta de Gobierno Local el pasado mes de mayo, un expediente de reparcelación que afecta a su familia.

En rueda de prensa, Jorge Azcón ha destacado que el expediente que votó y que la Junta aprobó por unanimidad «no genera ningún tipo de derecho a ninguno de los promotores», y que desconocía que sus padres tuvieran una pequeña parcela objeto de ese expediente.

Ha explicado que sus padres «tienen 500 metros cuadrados de lo que fueron, de un sector de 165.000 metros», añadiendo que «esos 500 metros se transforman en suelo para una vivienda y el suelo no será el beneficio que pudiera generarles porque habrá que pagar los costes de urbanización», de forma que el beneficio será «de poca consideración».

También ha dejado claro que «ni se ha modificado el Plan General de Ordenación Urbana ni se ha cambiado ningún derecho que ya tuvieran los propietarios de ese sector», recalcando que el terreno «más minoritario» es el de sus padres.

Ha planteado que los concejales de la oposición «deberían saber que el aprovechamiento de derechos que tienen está marcado desde 2001 y que no ha habido ningún cambio», solo la aprobación inicial, «un procedimiento de trámite que será definitivo el día que –el expediente– vuelva» a la Junta de Gobierno.

«Si hubiera sabido que mis padres tenían esa vivienda hubiera preferido salirme de la votación», ha manifestado Azcón, quien ha indicado: «La cuantía que me afectaba no lo sabía», mostrándose «convencido» de que este asunto no tendrá repercusiones jurídicas.

El alcalde ha proseguido enfatizando que se abstendrá de votar el día que el expediente se apruebe de forma definitiva. Asimismo, ha hecho notar que la presencia de su hermano, el arquitecto Julio Azcón, en la operación urbanística «es un caso distinto» porque «lleva toda la vida» dedicado a la profesión mencionada «y lleva alguna década siendo arquitecto de ese sector», además de que «ni siquiera es propietario».

El portavoz de VOX, Julio Calvo, ha solicitado al Área de Urbanismo que le remita una copita de la certificación registral de la titularidad y las cargas de las fincas afectadas

Los grupos municipales de PSOE, Podemos y ZeC propondrán, en la sesión plenaria del 2 de julio, crear una Comisión especial de investigación para aclarar este asunto.

Los tres partidos de izquierda defenderán una moción ante el Pleno para plantear la creación de esta Comisión, también la reprobación de Azcón «por el incumplimiento de la ley, por no garantizar los beneficios para toda la ciudad y lucrar a sus padres en una operación urbanística» y, por último, para pedir un informe a la asesoría jurídica municipal y el secretario del Pleno con el objetivo de determinar «si existe normalidad y qué consecuencias jurídicas puede traer consigo», según ha anunciado en rueda de prensa la portavoz del PSOE, Lola Ranera, críticas a las que se han sumado Pedro Santisteve (ZeC) y Fernando Rivarés (Podemos).