Un vecino de Caspe cultiva marihuana camuflada entre plantas de tomates y judías

Intervención de la plantación. Guardia Civil

La Guardia Civil de Caspe tuvo conocimiento de la posible existencia de una plantación de marihuana en una finca del paraje “Miraflores” de éste término municipal. Dichas plantas se encontrarían ocultas entre otras que pudieran camuflarlas.

La Guardia Civil inició una investigación a fin de determinar la ubicación exacta de la plantación así como la identidad de su responsable.

Una vez concretada la posible zona en la que se podría encontrar la plantación, los agentes realizaron el pasado día 4 de junio una batida a pie observando la existencia de un huerto en las proximidades de una casa de campo y en el que había plantadas, ocultas entre tomates y judías, un total de 66 plantas de cannabis sativa en estado de crecimiento y que fueron intervenidas.

El peso en bruto que arrojaron estas plantas fue de 5,855 kilos. Por estos hechos fue detenido un hombre de 48 años y vecino de Caspe, como presunto autor de un delito contra la salud pública por cultivo de drogas.