El Gobierno de Zaragoza aprobará en su reunión de este viernes someter a información pública, durante 20 días el proyecto, de los pliegos para la concesión de 37 puntos de recarga para vehículos eléctricos en la vía pública, que serán licitados en 3 lotes. Con este proyecto, los puntos de recarga municipales se multiplicarán por 20, pasando de 7 dispositivos a, al menos, los 149 previstos en el pliego.

Están previstas ubicaciones en todos los distritos de la ciudad y las nuevas estaciones se sumarán, además, a las ya existentes en distintos espacios privados de Zaragoza, como estacionamientos subterráneos y centros comerciales, que supondrá triplicar la capacidad global de recarga de vehículos eléctricos.

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, y la consejera municipal de Servicios Públicos y Movilidad, Natalia Chueca, han dado a conocer este nuevo proyecto en uno de los puntos de recarga que se ubica frente a la plaza de toros, en la calle Ramón de Pignatelli.

En los últimos dos años se ha triplicado el uso de los cargadores que actualmente hay en Zaragoza. Si en diciembre de 2019 se consumieron 1.505 kilovatios hora al mes, con 109 recargas, en el mismo mes de 2021 se han alcanzaron los 4.136 kilovatios hora mensuales y 376 recargas.

Cada uno de los puntos previstos en el pliego tendrá entre dos y seis plazas disponibles. Incorporarán sistemas de recarga de entre 22 kilovatios en trifásica –semi-rápidos–; y hasta 150 kilovatios en corriente continua –Ultrafast–. Inicialmente se prevén 95 plazas ‘Quick’; otras 42 ‘Fast’; y 12 ‘Ultrafast’.

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, y la consejera municipal de Servicios Públicos y Movilidad, Natalia Chueca, delante de uno de los puntos de recarga para vehículos eléctricos – EP

Entre los aspectos a valorar como mejora en las ofertas figura, precisamente, la inclusión de más puntos de recarga rápida o muy rápida frente a la propuesta inicial.

Estos puntos de recarga se adjudicarán como una concesión administrativa en dominio público, a riesgo y ventura de los concesionarios. El Ayuntamiento no realizará aportación económica alguna, ya que serán los adjudicatarios quienes asuman el coste de la totalidad de las obras de instalación y explotación.

Canon anual del 3%

La concesión estará dividida en tres lotes y se limita a dos el número de lotes que pueden adjudicarse a cada licitador. Sólo en el caso de que no haya más de un licitador, una única empresa podría resultar adjudicatario de los tres lotes, si ha optado a ellos.

Por esta utilización privativa del dominio público se establece la obligación de abonar un canon anual en proporción con los importes abonados a la concesionaria por los usuarios a cambio de los servicios de recarga.

El porcentaje mínimo del canon a pagar será del 3 por ciento de dichos ingresos, que podrá ser mejorado al alza en las ofertas que se presenten.

Las concesiones serán de 15 años improrrogables, que contarán transcurridos 6 meses desde la firma del contrato. En ese período se incluye también el plazo para la ejecución de las obras necesarias.

El gran potencial de Zaragoza

Precisamente, un reciente trabajo realizado en el seno de la facultad de Geografía y Ordenación del Territorio en la Universidad de Zaragoza y supervisado por la Cámara de Zaragoza a través de la Oficina de Promoción de la Movilidad Eléctrica indica que la localización geográfica de Aragón tiene un gran potencial de desarrollo para la instalación de nuevos puntos de recarga.

En este documento se recuerda que Zaragoza es el punto intermedio entre Madrid y Barcelona, Bilbao y Valencia, y entrada de vehículos eléctricos a través del Pirineo aragonés.